Un lugar para todas las iniciativas relacionadas con compartir, intercambiar o una mejora social.

 

¿Que buscas?

Texto buscado:

Buscar
 
 

¿Qué es Quitter?

Quitter no es una red social al uso, sino uno de los muchos conjuntos de instalaciones de GNU Social que nos podemos encontrar.

Artículos: Compartir Acción Social

Quitter no es una red social al uso, sino uno de los muchos conjuntos de instalaciones de GNU Social que nos podemos encontrar. Lo que lo hace diferente a sus hermanos es su apuesta por utilizar un diseño unificado, y con una interfaz que busca ser atractiva para los nuevos usuarios pareciéndose a la popular Twitter.


¿Vale, entonces qué es GNU Social? Se trata de un proyecto destinado a crear redes sociales descentralizadas, tanto para su uso público como para el privado, y que utiliza el estándar abierto Ostatus para que los usuarios de sus diferentes servidores o nodos puedan interactuar entre ellos como si estuviesen utilizando un único servidor.


GNU Social forma parte del proyecto GNU iniciado por Richard Stamllman en el año 1983. Tras años de desarrollo, el pasado 8 de junio del 2013 empezó a tomar algo de fuerza gracias a su fusión con otras alternativas de comunicación libre como Free Social y StatusNet. Al ser un proyecto de software libre y abierto, el código de GNU Social se encuentra disponible para todo aquel que quiera utilizarlo o modificarlo.


¿Y si se trata de un proyecto tan viejo por qué ha irrumpido de repente? No, no es que a todo el mundo le haya dado por concienciarse de los beneficios del software libre, sino que después de varias polémicas por las censuras en Twitter, algunos "tuitstars" como @Barbijaputa empezaron a fomentar el uso de Quitter como alternativa. De esta manera, los varios cientos de usuarios de esta red se encontraron de repente con una horda de españoles entrando masivamente en su servicio.


 

¿Qué diferencias hay entre Quitter y Twitter?


Como hemos dicho anteriormente, Quitter es un conjunto de redes alojadas en diferentes servidores unidas entre sí por el protocolo Ostatus. Esto hace que aunque todos sus usuarios interactúan entre sí como si fuera una única red social, puedan existir diferencias en las normativas de cada uno de los servidores o nodos. El ejemplo perfecto es el límite de caracteres, que mientras en algunos servidores es de 140 o 240, en el recién creado Quitter España el límite es de 1000 .


Otra diferencia bastante importante es que Quitter tiene tres líneas temporales diferentes para organizar su contenido. Con la línea temporal a secas veremos, como en Twitter, los mensajes de la gente a la que seguimos, pero también tenemos una línea temporal públicapara ver todos los mensajes de nuestro servidor o nodo, y otra línea temporal para toda la red conocida en la que leeremos tanto a la gente que seguimos como a la del resto de servidores.


Quitter tiene dos tipos de interfaz, una clásica con todas las opciones de la red y una nueva igual a la de Twitter, y a la que aun no ha dado tiempo para implementarle muchas opciones. Al principio es bastante difícil aprender a alternar entre ambas interfaces, por lo que a muchos usuarios les cuesta conseguir acceder a los mensajes privados, el bloqueo de usuarios, los "cuits" populares, y la nube de tags donde se muestran los términos más populares de cada uno de los nodos.


En la interfaz clásica también podemos encontrar una sección para grupos, característica que pese a ser muy popular en otras redes sociales como Google+ o Facebook aun no ha sido implementada en Twitter. Además, también tenemos un directorio de usuarios en el que encontrar a cualquiera de los que pueblan el servidor en el que nos hemos registrado.


 

Las dificultades que podemos encontrarnos


GNU Social es un proyecto nacido para no tener ningún tipo de censura o norma restrictiva, pero esto tiene también sus inconvenientes. Esta falta de normas puede dejarnos indefensos ante personas que suplantan nuestra identidad, y la ausencia de una potente empresa para apoyar el proyecto hace que sus servidores fallen o vayan lentos en ocasiones.


Además las interacciones con los usuarios de otros nodos pueden ser un poco complicadas, ya que tanto para seguirlos como para mencionarlos tendremos que usar su identificador, que tiene un formato ******esea. De esta manera, si queréis interactuar con un usuario con el nick @pepito que está registrado en quitter.es y vosotros usáis quitter.se, si queréis seguirle tendréis que añadirle como ******, mientras que para mencionarle si aun no lo habéis seguido tendréis que escribir @******.


Quitter no utiliza ningún sistema de verificación de identidades, y además un mismo nombre de usuario se puede registrar en cada uno de sus servidores. Esto hace con la gran cantidad de nuevos usuarios que quieren hacerse notar, muchos recurran a utilizar nombres de famosos confundiendo al resto de usuarios. Incluso podemos encontrarnos con nosotros mismos, o por lo menos con otro usuario que utilice nuestro mismo nickname en otro nodo de la red.

http://www.socialblabla.com/que-es-quitter-como-funciona-y-todo-lo-que-tienes-que-saber.html

Del: 20/01/2015 | Visitas: 70

 

Relacionados

Una alternativa al consumo tradicional
Compartir Acción Social en España

Cosas de niños, material escolar, intercambio de idiomas, especial bodas, bautizos y c...

6 cosas que deberías saber sobre el din
Compartir Acción Social en España

No os perdáis este artículo sobre la importancia que ha tomado el dinero en nuestra so...

Seed Box
Compartir Acción Social en España

Nos hemos planteado muchas veces el cambiar de hábitos alimenticios, el consumo respon...

¿Cómo serán las ciudades del futuro?
Compartir Acción Social en España

Artículo muy interesante sobre el futuro de las ciudades... ¿necesariamente pasa por l...

World Forum Lille: donde los patrones q
Compartir Acción Social en España

Después de la visita de Anna Argemí al World forum Lille nos deja esta entrada en el b...

Conciertos Solidarios a favor de las En
Compartir Acción Social en España

De la mano de #conciertosSolidarios nos llega esta especial iniciativa... en este artí...

 
Coompartir